BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

viernes, 18 de diciembre de 2009

CUBA: Cuba arrecia ataques contra blogueros.

Cuba está contraatacando a sus enemigos cibernéticos, y los partidarios del gobierno están llamándolos mercenarios y agentes de la CIA, pero a veces confiesan francamente que es difícil combatir a los críticos que usan la internet como es el caso de Yoani Sánchez.

"Evidentemente hay que defenderse, pero ¿cómo?", escribió un partidario del gobierno. "Si los refutas, los válidas; si los ignoras, los confirmas; si son reprimidos, se potencian, y si no son reprimidos, también se potencian''.

La respuesta parece ser el contraataque, y en las últimas tres semanas se ha publicado en la internet media docena de artículos que hacen referencia a una "guerra mediática'' y la necesidad de ir "a las trincheras'' para "defender la revolución''. Un artículo fue titulado: Si de ‘blogazos' es la guerra que se nos hace. . .

La mayoría de los artículos fueron dirigidos directamente contra Sánchez y su popular blog Generación Y, y se publicaron después de que ella subiera a la red las respuestas del presidente Barack Obama a sus preguntas el 19 de noviembre. Pero no dejaron dudas de que los aproximadamente 15 blogueros que critican regularmente el gobierno son considerados peligrosos elementos subversivos.

"Los que desean restituir el capitalismo en Cuba reciben financiamiento y apoyo técnico, dentro y fuera del país, para construir un frente contrarrevolucionario'', escribió Enrique Ubieta, director de la revista cubana La Calle Del Medio.

"Decir ‘contrarrevolucionario', decir ‘mercenario' cuando corresponde, es dotar al discurso de un argumento imprescindible'', escribió Ubieta en el blog Vladia, de Vladia Rubio, escritora del periódico oficial Granma.

En un artículo aparte, Rubio escribió que "felizmente'' ella había obtenido acceso al blog de Sánchez --bloqueado para la mayoría de los cibernautas cubanos-- y dijo que el debate justo era bienvenido, pero añadió una advertencia cortante.

Si los blogueros "tienen como único fin de sus actos el derrocamiento de su adversario, la toma del poder, si existe una intención expresa de subversión, entonces hablamos de confrontación y del derecho de la Revolución a defenderse'', escribió Rubio.

La mayoría de los contraataques se publicaron en el blog cubano Cambios en Cuba, en el que una caricatura muestra a Obama rasgándose la camisa al estilo de Superman, para revelar el logo del blog de Sánchez. Otra caricatura muestra a Sánchez como una ‘‘ciberpayasa''.

Varios blogs insinuaron que Sánchez había mentido cuando se quejó de que agentes de la Seguridad del Estado la habían golpeado a mediados de noviembre, y que los numerosos premios internacionales que ha ganado fueron arreglados por poderosos intereses anticastristas para dar peso a sus críticas del sistema cubano.

Otros ataques se publicaron en Blogcip, un sitio cubano con 44 blogs que se proponen ‘‘contribuir a desplazar el cúmulo de información tergiversada o errónea sobre Cuba, y dar a conocer desde dentro de la Isla cómo piensan, viven, luchan y trabajan los cubanos en un país constantemente hostigado''. Otro artículo en Blogcip se titulaba Pentagon Babe.

Un blog progubernamental tomó incluso un nombre, DesdeCuba.net, extrañamente parecido al nombre del portal de Sánchez, DesdeCuba.com, y otro escribió que los artículos de Sánchez "se acercan a lo que diría Luis Posada Carriles''.

El periódico oficial Juventud Rebelde se quejó de que Google había bloqueado el acceso a los cubanos a servicios tales como Google Earth, Tools y Desktop Search, pero no hizo mención alguna de los bloqueos establecidos por La Habana a muchos sitios que critican al gobierno.

Y no es sólo Cuba la que está contraatacando.

En un artículo publicado en el sitio Progreso-Weekly, con sede en Miami, Nelson Valdés, profesor emérito de Sociología de la Universidad de Nuevo México, se preguntó ‘‘quién paga'' los costos de mantener blogs como el de Sánchez.

"En principio el gobierno cubano no se opone al movimiento de blogs, pero otra cosa son esos blogs que no están acordes con la situación real de Cuba'', dijo Alberto González, vocero la Sección de Intereses de Cuba en Washington, D.C.

Ted Henken, profesor de Baruch College, cuyo blog El Yuma se dedica al tema de Cuba, dijo que los ataques pocas veces se centran en las críticas expresadas en los blogs, y que su "intención general es asegurar que la patria está amenazada por una anticubana malagradecida, una pirata cibernética flaca cuya pluma destila veneno y cuya tinta está vendida al Tío Sam, por supuesto''.

Sánchez, quien ha criticado el embargo y las restricciones de viajes de Estados Unidos a Cuba y niega haber recibido cualquier apoyo impropio, ha restado importancia a los ataques. La bloguera escribió recientemente que "detrás de esa ofensas y difamaciones contra mí, muchas veces está un periodista presionado por sus superiores''.

"Yo sé muy bien que la máscara se cae en un segundo, que la verdadera opinión llega a brotar un día'', añadió. "Por ahora les mando un guiño cómplice''.

Los blogueros progubernamentales se jactan de que ellos constituyen un factor de crecimiento en el debate cibernético sobre Cuba.

"Sigue tomando fuerza en el espacio virtual cubano, el movimiento de los blogueros cubanos. . . con pocos recursos, pero con mucho empuje y un ánimo creciente de colocar la voz de la verdadera Cuba en el mundo'', escribió Rosa Báez en Viejoblues.

Tanto ellos como sus partidarios afirman además que carecen de los recursos, la masa de lectores y la información y estilo interesantes que necesitan para hacer sus blogs más atractivos y, por ende, más capaces para difundir su mensaje progubernamental.

"Es cierto que a quienes nos movemos en las redes sociales desde Cuba y por Cuba, no nos asiste el apoyo tecnológico y financiero que sustenta a. . . las campañas gestadas desde la otra orilla'', escribió Rubio.

Añadió que más periodistas cubanos deberían tener blogs, y exhortó a más cubanos con acceso a la internet a que envíen sus comentarios, quejándose de que su blog recibe casi siempre comentarios de "los mismos visitantes, quienes, desde distintos ángulos, reiteran sus mismas posiciones''.

De la misma manera que algunos periódicos y sitios fuera de Cuba a veces vuelven a publicar los artículos de quienes se oponen al gobierno, tal vez los medios de prensa cubanos deberían publicar algunos artículos a favor del gobierno, argumentó.

Pero, incluso algunos de los lectores más amigables criticaron los artículos a favor del gobierno, añadiéndoles quejas sobre la falta de gráficos y sobre el contenido, generalmente densos temas políticos o culturales.

Un comentario recomendó evitar "la misma cantaleta, que cansa''. Otro señaló: ‘‘Basta ver el logotipo de GY (Generación Y) para darse cuenta de lo bien diseñado que está''.

Fuente: El Nuevo Heraldo.
.

No hay comentarios: