BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

miércoles, 8 de abril de 2009

VENEZUELA: Cardenal Urosa sostiene que palabras del Presidente no solucionan problemas del país.

Pide atender inseguridad y evitar violencia política.

El cardenal Jorge Urosa Sabino señaló que el presidente Hugo Chávez sigue descalificando a los representantes de la Iglesia, pero no da respuesta a las preocupaciones que han expresado en sus documentos. El alto prelado sostuvo que no actúan como operadores políticos, sino que buscan la paz del pueblo. “Tenemos pleno derecho y el deber de pronunciarnos sobre todo lo que afecta la vida y la paz de los venezolanos", recalcó Urosa.

Las declaraciones del cardenal fueron ofrecidas a la salida de la misa por el día del Nazareno y a propósito de las declaraciones que diera el presidente Hugo Chávez en contra de la Conferencia Episcopal por haber emitido un comunicado oficial en el que expresan preocupación por el clima de tensión política del país.

"Lamentablemente eso ocurre (la respuesta descalificadora del primer mandatario nacional), pero el presidente Hugo Chávez con ello no responde las inquietudes que manifestamos, simplemente con descalificar, con insultar y ofender no se responde las preocupaciones que expresamos y que compartimos con el pueblo venezolano".

"La preocupación por ejemplo por la inseguridad y la violencia que existe en todo el país y especialmente en Caracas y los sectores populares. Eso es un problema que tiene que ser resuelto y una gran preocupación de los obispos y por supuesto lo es también el clima de agitación política permanente que se ha acentuado en los últimos días, hacemos un llamado a que se tenga en el centro de las preocupaciones del gobierno nacional el respeto a la dignidad y los valores de las personas", agregó.

Dejó claro que no actúan como actores políticos tal y como se ha querido hacer ver cuando demuestran preocupación por temas puntuales que afectan a todos los venezolanos. "Cuando emitimos estas opiniones en el documento de la Conferencia Episcopal lo hacemos en la búsqueda de la paz social, nosotros queremos que haya paz en Venezuela, paz social y política".

"Nosotros no somos operadores políticos sino que actuamos como constructores de la paz, buscamos la paz para todo el pueblo venezolano, no se trata de decisiones políticas sino posturas de la vida real, tenemos pleno derecho y además el deber pronunciarnos sobre todo lo que afecta la vida y la paz del pueblo venezolano", recalcó.

Aunque dijo no haber analizado la recién aprobada Ley Orgánica de Distrito Capital "lo importante son dos cosas: respetar la voluntad del pueblo y no atacar la descentralización que es un principio constitucional".

"Se debe respetar la voluntad popular expresada el pasado 23 de noviembre, las personas electas sean del oficialismo o de la oposición tienen derecho a gobernar y los electores que votaron por los mandatario sean alcaldes o gobernadores de la oposición o del oficialismo tienen derecho a que se respete su voluntad", sostuvo el Cardenal.

"En segundo lugar está el problema de la recentralización que está comprobado que lo que hace es dificultar las respuestas a los problemas de los venezolanos y van en contra del espíritu de la Constitución de una mayor participación. Cuando haya por ejemplo un puente caído en la ruta de oriente eso ya no lo va a resolver el gobernador de Anzoátegui sino el ministro de Infraestructura.Eso no hace sino dificultar más las cosas".

El cardenal no dejó de emitir un saludo a los venezolanos para esta Semana Santa y de hacer el acostumbrado llamado a la reflexión. "Los venezolanos están congregados aquí en (la iglesia) Santa Teresa para adorar a Jesucristo nuestro divino salvador en su actitud de Nazareno, un saludo fraterno y mis mejores votos porque Semana Santa sea un verdadero encuentro con Dios para todos nosotros"

"Lo primero que debemos hacer en esta Semana Santa es tratar de elevar nuestros corazones al señor para vivir de acuerdo a la palabra de Jesucristo y de esta manera tratar de vivir todos como hermanos buscando todos la paz, la justicia y la verdad", puntualizó.

Fuente: Diario Hispano Venezolano.
.

No hay comentarios: