BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

viernes, 20 de febrero de 2009

ARGENTINA: Los Kirchner se quedan solos.

La ruptura de Carlos Reutemann con el kirchnerismo ha acelerado la desbandada en el oficialismo. La marcha de Reutemann es el último golpe al proyecto de Néstor Kirchner de formar una coalición que abarque a peronistas, radicales y progresistas en apoyo a Cristina Kirchner.

Según cuenta el diario Clarín, la salida de Carlos Reutemann y Roxana Latorre del Frente Para la Victoria en el Senado ha provocado que otros legisladores se planteen imitarle: María José Bongiorno estudia dejar el bloque la semana que viene. Todo indica que también se irán también Juan Carlos Romero y Sonia Escudero, así como otros tres diputados.

Por su parte, Carlos Reutemann ratificó que su renuncia al bloque oficialista del Senado fue por sus diferencias con la política agropecuaria del Gobierno de Cristina Kirchner y no por querer ser candidato presidencial: "Mi salida no tiene nada que ver con la candidatura. El conflicto [con el sector rural] sigue acentuándose". El ex gobernador de Santa Fe explicó que "Si uno está en un bloque con una posición distinta de la del resto de los compañeros, llega un momento en que la relación no es aceitada".

Desde que asumió Cristina Kirchner las disidencias en el bloque kirchnerista se han ido produciendo hasta enterrar la aspiración de Néstor Kirchner de crear un gran movimiento transversal que incluyera al peronismo y a partidos y fuerzas no peronistas pero aliadas del kirchnerismo.

La primera ruptura fue la del vicepresidente Julio Cobos tras votar en contra de la ley de retenciones en julio de 2008 y provocar la derrota del gobierno de Cristina Kirchner. Allí nació el cobismo que atrajo a muchos de los conocidos como radicales k, que apoyaron a Néstor Kirchner y se aliaron con Cristina Kirchner en las elecciones de 2007. Los pesos pesados del radicalismo k siguieron a Cobos y rompieron con el kircherismo: entre éstos destacan los gobernadores Arturo Colombi de Corrientes y Eduardo Brizuela del Moral, de Catamarca.

En noviembre de 2008, el peronista Felipe Solá se desvinculó del bloque oficialista en la Cámara de Diputados, y pasó a convertirse en una de las figuras del arco opositor. Solá, exgobernador de la provincia de Buenos Aires entre 2002 y 2007, sostuvo que "no se puede decir que sí a todo" lo que diga el Poder Ejecutivo y remarcó que en la Argentina existe hoy "el temor político".

En diciembre de 2008, el diputado Miguel Bonasso confirmó su alejamiento de la línea oficialista y anunció un interbloque integrado por Vilma Ibarra, Victoria Donda y Paula Merchán. Bonasso afirmó que "en política las relaciones personales cuentan poco, lo que cuenta es si el poder escucha o no". Y desencantado expresó: "Desgraciadamente hoy Kirchner sólo confía en su propio juicio".

Fuente: Infolatam.
.

No hay comentarios: