BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

miércoles, 22 de julio de 2009

VENEZUELA: Opositores venezolanos llevan denuncias a la OEA.

Dos gobernadores y el alcalde mayor de Caracas sostuvieron en Washington un encuentro con el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, y una docena de altos funcionarios de la administración Obama, además de congresistas, para denunciar las dificultades que enfrenta la democracia venezolana.

Los gobernadores Pablo Pérez (estado Zulia) y César Pérez Vivas (estado Táchira), y el alcalde metropolitano Antonio Ledezma, dijo que las violaciones constitucionales y de la Carta Intermericana por parte del gobierno del presidente Hugo Chávez, está llevando la democracia en Venezuela a "un punto de quiebre''.

El alcalde Ledezma llamó la atención sobre que la OEA no puede actuar como un "médico forense'' que atienda "democracias muertas'', sino que debe "evitqar que mueran'', en declaraciones a El Nuevo Herald.

"Exigimos que se dé un pronunciamiento ante esta riesgosa situación que amenaza la paz de los venezolanos y pone en punto de quiebre la democracia. En Venezuela no hay separación de poderes, no son autónomos, están de una u otra manera controlados por Chávez'', destacó Ledezma a la salida del encuentro con Insulza.

El gobernador zuliano Pablo Pérez, manifesto su esperanza de que el organismo interamericano ‘‘no sea un club de gobiernos amigos que se cuidan las espaldas para eternizarse en el poder, si no una organización de Estados en la que se toma en cuenta al pueblo y la expresión popular como elemento fundamental de la democracia''.

Por su parte el goberador de Táchira César Pérez Vivas, dijo que en Venezuela hay una ‘‘escalada totalitaria'' que desconoce a los gobiernos regionales y la voluntad popular, y denunció una "ocupación militar'' para desalojar autoridades regionales "sin que medie actos administrativos'', por el solo hecho de estar opuestos al gobierno.

En respuesta, el secretario general de la OEA declinó pronunciarse abiertamente sobre la política interna venezolana. "No creo que nadie pueda levantarse y decir ‘esto está mal o está bien. Hay que ver qué ha ocurrido para ver si ciertamente se han saltado las leyes''.

Insulza reconoció la importancia de la oposición dentro de la pluralidad política garantizada por la Carta Interamericana, e insistió en la necesidad de diálogo. También dijo que realizará todas las acciones que le sean permitidas en el marco de sus atribuciones, para el cumplimiento de estos principios. Luego del encuentro con Insulza la delegación venezolana se encontró con Pedro Ollarce, presidente de la comisión de la OEA.

También sostuvieron encuentros con los altos funcionarios del Departamento de Estado, entre ellos Craig Kelley, asistente del subsecretario para América Latina, y Kevin Whitaker, encargado para la región andina.

En la tarde, la comisión de gobernadores y alcaldes sostuvo un encuentro con congresistas, entre ellos la representante sudfloridiana Ileana Ros-Lehtinen, y con el director del Consejo de Seguridad Nacional Dan Restrepo y con la junta editorial del diario The Washington Post.

En su viaje de retorno a Venezuela, el alcalde Ledezma realizará una parada en Miami, para reunirses con diversos grupos de activistas venezolanos y cubanos en el sur de la Florida.

Por Casto Ocando – El nuevo Heraldo.
.

No hay comentarios: