BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

martes, 10 de marzo de 2009

ARGENTINA: “Es preciso vender la Argentina, pero no como en otras etapas”, dijo Cristina.

Encuentro de la presidenta con los embajadores.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner convocó a los embajadores a dar un "fuerte impulso" a la venta de productos en el exterior, al tiempo que subrayó que "se trata de vender a la Argentina pero no como se la vendió en épocas pasadas sino en el buen sentido de la palabra".

Cristina inauguró un seminario en el Palacio San Martín en el que se convocó a más de cien embajadores argentinos en el exterior con el objeto de analizar las estrategias destinadas a profundizar la comercialización de los productos argentinos para seguir sosteniendo el crecimiento económico del país.

En ese sentido instó a "tomar la gestión comercial de nuestros bienes, de nuestros productos, como una actividad central en el desempeño de las representaciones diplomáticas" y dijo que "deben ser loobystas" para impulsar el comercio argentino en el exterior.

"Nuestras exportaciones baten récords y junto a las importaciones significan 47 puntos del porcentajes de crecimiento", dijo.

Mencionó "el crecimiento en materia de bienes con valor agregado, como la informática que pasó que de 166 millones de dólares en 2003 se pasó a exportar por valor de 700 millones en 2008".

Señaló que durante 2008 se superaron los 70 mil millones de dólares de exportación, destacándose las que tienen valor agregado.

Además, destacó en 15 mil el aumento de las pequeñas y medianas empresas y dijo que en el sector servicios se pasó de un déficit de 4 mil millones de dólares a 900 millones.

Al respecto, instó a los diplomáticos a "redoblar esfuerzos para impulsar nuestros productos y ayudar a nuestras empresas".

Al reiterar la necesidad de redoblar esfuerzos, la Presidenta sostuvo que "el mundo atraviesa severas dificultades y esto va a exigir una gran apertura para sostener el nivel de crecimiento y la actividad".

"Las acciones deben ser multilaterales y se debe explorar las necesidades de acuerdos bilaterales", agregó.

Al hablar sobre la ronda de Doha y el G-20 dijo que "debemos concurrir para plantear que se corrijan las asimetrías existentes y no que haya modificaciones cosméticas que terminen desbarrancado los procesos de industrialización de las economías emergentes".

"Creo en la necesidad de reformular los organismos multilaterales de crédito y abordar una negociación diferente en Doha porque son claves para abordar el mundo que viene y para que ustedes explique cuál es la verdadera postura de Argentina".

También señaló que los países desarrollados hablan "de libre comercio, pero en realidad fronteras adentro ejercen todo tipo de subsidios que en realidad tienen poco que ver con la pregonada libertad de comercio".

La Presidenta sostuvo la necesidad de un "comercio internacional más equitativo y la regulación del capital financiero".

"Menos mal que tuvimos la idea de colocar determinadas exigencias para el ingreso de capitales, por la experiencia de lo que había constituido el ingreso de esos capitales hasta el 2001", añadió.

"El tema de la gestión comercial debe ser una de las cuestiones centrales del rol diplomático", remarcó.

Cristina les pidió a los diplomáticos una vinculación activa con todas las cámaras empresariales de cada una de las provincias argentinas.

"Con esfuerzo y confianza vamos a poder desempeñar el rol que en este último período han dado producción y trabajo a los argentinos", concluyó.

Fuente: Diario Hispano Argentino.
.

1 comentario:

CristinaKirchner dijo...

Como en otras "Epocas" no etapas.
Kisses