BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

viernes, 13 de marzo de 2009

EL SALVADOR: El domingo podría cambiar el rumbo político.

El Salvador decidirá en las elecciones del próximo domingo si la izquierda, que según las encuestas está más cerca que nunca de llegar al poder, gobernará el país y romperá la hegemonía de los tradicionales gobiernos de derecha que han regido el país desde la guerra civil.

El Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) postula al periodista de televisión Mauricio Funes, un hombre sin pasado guerrillero y al que muchos ven como una suerte de "Robin Hood" que los sacará de la pobreza.

Funes estuvo a la cabeza de las encuestas durante meses, pero en las últimas semanas el candidato de la gobernante Alianza Republicana Nacionalista (Arena), el ex jefe policial Rodrigo Avila, avanzó en las preferencias al aliarse con otros partidos derechistas que retiraron candidatos para apoyarlo.

Arena gobierna desde 1989 el pequeño país centroamericano salpicado de volcanes a orillas del Pacífico, que se sostiene con las remesas que envían los emigrantes salvadoreños en tierras estadounidenses y con las exportaciones de café.

El contrincante de Funes, Avila, un ex jefe de policía, asegura que la derecha debe seguir en el poder porque tiene la experiencia de gobierno necesaria para lidiar con el impacto de la crisis global originada en Estados Unidos. "Tenemos la capacidad de enfrentar los nuevos tiempos, la capacidad de enfrentar la crisis que ineludiblemente va a golpear a América Latina", dijo Ávila´

Se espera que la crisis golpee fuerte a El Salvador: más de la mitad de sus 5,7 millones de habitantes ya vive en la pobreza y el país, con su economía dolarizada, depende del dinero que mandan los más de 2 millones de salvadoreños que trabajan en Estados Unidos.

Además, El Salvador vive azotado por violentas pandillas juveniles -conocidas como "maras"- que protagonizan asesinatos, sangrientas batallas campales entre bandas rivales y ya están involucradas también en el narcotráfico.

Algunos salvadoreños creen que Funes, que condujo varios programas de televisión y fue presentador de la cadena CNN, no podrá imponer su postura moderada sobre sus compañeros del FMLN, algunos de ellos ex comandantes guerrilleros radicales.

Fuente: Infolatam.
.

1 comentario:

teonica dijo...

Muy buenos articulos, te felicito y Adelante!!!!