BIBLIA, libro mío, libro en cualquier tiempo y en cualquier hora, bueno y amigo para el corazón, fuerte, poderoso compañero. Tu desnudez asusta a los hipócritas y tu pureza es odiosa a los libertinos.

Gabriela Mistral

martes, 17 de marzo de 2009

BID: las remesas hacia Latinoamérica caerán por primera vez en 2009.

La crisis económica global hará que las remesas a Latinoamérica registren este año la primera caída desde que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) comenzó a seguir los datos en 2000, pronosticó la entidad.

Informe Las remesas en tiempos de inestabilidad financiera

La tendencia comenzó a notarse ya en el último trimestre de 2008, cuando las remesas cayeron un 2 por ciento, y se aceleró en enero de este año, con una caída prevista de entre el 11 y el 13 por ciento, según las estimaciones iniciales del BID.

En el conjunto de 2008, los trabajadores latinoamericanos residentes en otras partes del mundo enviaron a sus países de origen 69.200 millones de dólares, lo que supone un incremento de sólo el 0,9 por ciento frente a 2007.

Luis Alberto Moreno, presidente del BID, señaló que la esperada contracción perjudicará los estándares de vida de muchas familias en Latinoamérica y reforzará la necesidad de las redes de protección social. Aun así, Moreno destacó que los inmigrantes han demostrado ser "extremadamente capaces" a la hora de lidiar con la adversidad.

Mencionó, en ese sentido, que entre sus estrategias para salir adelante han estado la de gastar menos en ellos mismos, trabajar más horas, tener varios trabajos, cambiar de sector o incluso recurrir a sus propios ahorros para seguir enviando dinero a los familiares que dejaron atrás.

El análisis del BID señala que la crisis ha redefinido la importancia de factores que influyen sobre el flujo de remesas a América Latina y el Caribe. Uno de esos factores tiene que ver con las fluctuaciones en las tasas de cambio.

El estudio menciona, en ese sentido, que la apreciación del dólar que ha tenido lugar desde septiembre del año pasado frente a las monedas de México, Brasil y Colombia, los tres principales países receptores, ha tenido un impacto duradero. Así, y pese a que los flujos de remesas cayeron en el último trimestre del año pasado, el valor de los dólares en términos de la moneda local aumentó, lo que incrementó el poder adquisitivo de los receptores de las remesas en esos países.

En América del Sur, sobre todo en la región andina y Paraguay, hay otra dinámica en juego, ya que muchos de los países reciben una porción significativa de sus remesas desde Europa, sobre todo España. Eso hizo que tras haberse beneficiado con la apreciación de casi el 10% que experimentó el euro entre su nivel más bajo de enero de 2008 y el más alto de julio pasado, los receptores de divisas sufrieran los efectos adversos de la depreciación del euro del 22% entre julio y octubre.

Por lo demás, el informe hace hincapié en la importancia crucial de las remesas tanto para las economías receptoras como para las familias que las reciben. Los autores del estudio señalan que los envíos de dinero son una herramienta muy importante en la reducción de la pobreza, ya que más del 60 por ciento de las mismas se utiliza para cubrir necesidades diarias tales como alimentos, vestimenta y alojamiento. El resto del dinero se ahorra o se invierte en vivienda, pequeños negocios, salud o educación.

Fuente: Infolatatam.
.

No hay comentarios: